Site Network: Cycling | Golf | Tennis | NHL | NBA | NFL | MLB | Futsal | Handball | Boxing | Rugby | Snooker | Cricket |

"Perder con el Madrid fue duro"

Cuatro días después del Clásico de nuestro fútbol, Ronaldinho volvió a aparecer en un acto público. Fue en San Luis (Argentina) y acompañado de su amigo Leo Messi. El brasileño reconoció el escozor de la derrota frente al Real Madrid e intuye que el inminente regreso a Barcelona será complicado. Sigue en boca de todos pero sabe que nadie le perdonará un nuevo mal partido.


Ronaldinho Gaúcho sigue sonriendo, pero ya no lo hace como en Navidades pasadas o tiempos mejores. El brasileño puede ser cualquier cosa, pero de tonto no tiene un pelo. Sabe que los dedos índices de la mayoría de aficionados azulgranas lo señalan a él como el gran culpable de la situación del Barcelona, segundo en la clasificación del campeonato doméstico, a siete puntos del Real Madrid, el eterno y odiado rival de todo el barcelonismo. El crack sabe que cuando aterrice mañana en la capital catalana, una vorágine de periodistas le esperarán en la Terminal A del aeropuerto de El Prat para recoger las primeras impresiones tras el descanso vacacional. Será entonces cuando el mediático venido a menos pueda explicarse por primera vez tras el desastre del Camp Nou.

El miércoles por la tarde, en San Luis (Argentina), Ronaldinho se sintió con fuerza para hablar del clásico del pasado día 23, fecha en la que el Real tomó de nuevo Barcelona. Acompañado por Leo Messi, el brasileño culé apuntó que "perder ante el Madrid fue muy duro, algo difícil de superar", mostrando de esta manera su preocupación y su tristeza por el resultado cosechado. Y es que a Ronaldinho cada vez se lo creen menos e incluso algunos se atreven a decir que el atacante está muy molesto con Joan Laporta y su corte de dirigentes, que hace ya no se sabe cuánto le prometieron una revisión de contrato con ampliación de años y emolumentos.

Por su parte, Leo Messi sabe mejor que nadie el mal momento por el que está atravesando su amigo. Tratándole de animar, el nuevo crack del barcelonismo aseguró que "no va a pasar nada y se va a quedar en Barcelona. Espero y deseo que Ronaldinho siga jugando conmigo durante muchísimos años".

Como era de esperar, el brasileño agradeció las palabras de su amigo, aunque el rostro del 10 culé demostraba que su aventura en el Camp Nou podría estar cada vez más cerca de terminar.

El brasileño apura sus vacaciones en Brasil, después de jugar el partido benéfico en Argentina junto con Maicon (Inter); Vagner Love y Daniel Carvalho (CSKA); Roberto Carlos (Fenerbahçe); Diego y Naldo (Werder); Diego Forlán (Atlético) o el Pato Abbondanzieri (Getafe), entre otros.

La agenda para el día de hoy será completa. Tras descansar en su casa de Porto Alegre y antes de partir hacia Barcelona, el jugador azulgrana se reunirá con Inacio Lula da Silva, presidente de Brasil, con el que tiene un compromiso. Luego, al avión, a descansar puesto que el viernes se le espera a las 14:00 en El Prat y a las 18:00 en el Camp Nou.

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada